Mercedes contrata robots humanoides para trabajar en sus fábricas

La introducción de robots humanoides en las fábricas de Mercedes-Benz representa un avance significativo en la automatización de la industria. Estos robots están diseñados con inteligencia artificial y sensores avanzados que les permiten realizar una variedad de tareas, desde soldadura hasta ensamblaje, de manera precisa y eficiente.

Al trabajar en conjunto con los trabajadores humanos, los robots ayudan a aumentar la productividad y la calidad de los productos fabricados, al tiempo que garantizan un entorno de trabajo más seguro y ergonómico. Además, la colaboración entre humanos y robots abre nuevas posibilidades en términos de diseño y fabricación de vehículos, lo que podría conducir a innovaciones revolucionarias en la industria automotriz.

En un emocionante avance para la industria automotriz y robótica, Mercedes-Benz ha anunciado su colaboración con Apptronik para introducir robots humanoides Apollo en sus líneas de producción. Estos robots están diseñados para realizar tareas físicamente exigentes y de baja complejidad, marcando un hito en la automatización de la manufactura de vehículos.

Apptronik, una firma líder en robótica, ha diseñado a Apollo para asumir labores manuales que, aunque esenciales, son consideradas de bajo nivel técnico y altamente desafiantes desde el punto de vista físico. Según Jeff Cardenas, CEO de Apptronik, este es un modelo de uso que se espera sea replicado por otras organizaciones en los próximos meses y años.

Apollo destaca por sus capacidades físicas: mide 1,73 metros, pesa alrededor de 72,5 kilogramos y es capaz de levantar hasta 25 kilogramos. Funciona con baterías que le permiten operar durante cuatro horas continuas antes de necesitar un recambio. Este robot generalista está equipado con brazos y piernas, así como ojos con luces LED y una pantalla en su pecho que puede mostrar diversa información. En lugar de una boca móvil, cuenta con una pantalla que puede expresar una sonrisa sutil, mostrar un icono de una llave inglesa o indicar el estado de la carga de la batería.

Una característica innovadora de Apollo es que, a diferencia de los vehículos eléctricos, no se recarga mediante conexión directa, sino que sus paquetes de baterías deben ser reemplazados manualmente cuando se agotan. Además, para tareas estacionarias, puede operar sin utilizar sus piernas, ya que su torso puede montarse en un poste de metal.

La seguridad es primordial para Apollo; se detiene automáticamente si detecta un objeto o persona en movimiento dentro de su «zona de impacto». Además, viene con software que permite su control remoto, incluso mediante dispositivos similares a los controladores de videojuegos.

Mercedes-Benz contempla utilizar a Apollo en diversas tareas, como la inspección de partes de vehículos, el transporte de piezas a la línea de ensamblaje y la entrega de componentes agrupados, entre otras posibles aplicaciones.

Jörg Burzer, miembro de la junta directiva de Mercedes-Benz, responsable de producción, calidad y cadena de suministro, ha expresado el compromiso de la compañía con la evolución continua de la producción automotriz. La integración de avances en robótica e inteligencia artificial representa nuevas oportunidades para apoyar al talentoso equipo humano de Mercedes-Benz, especialmente en trabajos repetitivos, físicamente exigentes y de baja complejidad técnica, permitiendo así que el personal altamente cualificado se concentre en la fabricación de los vehículos más deseados del mundo.

El desarrollo de Apollo por parte de Apptronik, cuyo equipo previamente contribuyó a la creación del robot Valkyrie de NASA, subraya el acercamiento cada vez mayor a un futuro que antes parecía reservado a la ciencia ficción. Apptronik no está solo en esta carrera por el futuro robótico; otras compañías, como Figure con sus robots humanoides capaces de utilizar el modelo ChatGPT de OpenAI para conversar con humanos, y Lenovo, que recientemente fue galardonado por su robot de seis patas Daystar GS diseñado para la recolección de datos, están también explorando nuevas fronteras en el desarrollo robótico.

Fuente

Comentarios

No hay comentarios aún. ¿Por qué no comienzas el debate?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.